La marca: herramienta de negocio

Cuando usamos palabras tan modernas como Branding, tan sólo nos estamos refiriendo a un concepto muy simple, nos referimos a algo tan antiguo como la imagen que los demás tienen de nosotros.

En una oficina de farmacia, la marca no es un fin en sí mismo. La marca, es una herramienta de negocio para lograr el crecimiento deseado y mostrar coherencia y seguridad.

Toda filosofía de trabajo, se ve reflejada por una marca que es la identidad de aquel negocio, debemos saber que huella dejamos para matizar cómo nos perciben nuestros clientes y colegas.

Crear nuestra fama, es un proceso continuo que revisa lo más profundo de nuestro proyecto; para empezar deberemos definir claramente el modelo de negocio que queremos mostrar (¿qué valor aportamos?)

Y para hallar esta respuesta deberemos coger lápiz y papel y responder:

  • ¿Qué nos hace diferente al resto de profesionales del sector?
  • ¿Cuáles son nuestros valores?
  • ¿Qué es lo que nos apasiona realmente?
  • ¿Qué le vamos a ofrecer a nuestros pacientes?

 

El segundo paso será alinear el modelo de negocio con una estrategia donde podremos diseñar herramientas para presentar nuestro negocio en los mundos online y offline. Todos los mensajes emitidos, el logo, la página web o de facebook, y hasta la forma como nuestro equipo se dirija al paciente o le conteste por teléfono, estarán orientados por la estrategia de Branding asociada al modelo de negocio.

Para ello deberemos hacer un inventario de con que herramientas contamos, que canales son los mejores para llegar a nuestro cliente y cuál es la imagen que mejor nos representa. Sin olvidar, quien nos puede ayudar a ello.

 

Y finalmente, teniendo en cuenta qué queremos comunicar y a través de que canales nos conviene hacerlo, deberemos pasar a la acción teniendo en cuenta estas premisas básicas:

  • Generar valor: compartir nuestros conocimientos genera una relación de confianza y profesionalidad, evitando solo comunicar nuestros éxitos y el popularmente llamado “autobombo”
  • Trabajar la mejora continua, ya sea a través de contactos personales contemplando posibles sinergias, como la formación continuada (nuestra y de nuestro equipo) a través de una actitud positiva.

Si queremos ser los asesores de salud de referencia, debemos crear el entorno adecuado para llegar a nuestros pacientes y especialmente para generar lazos de confianza y fidelidad en nuestra relación.

Sin comentarios

Dejar comentario



Angelini Farmacéutica, S.A. utiliza cookies propias para ofrecerle contenidos adaptados a sus intereses. Al navegar por esta página, acepta el uso de dichas cookies, cuyos detalles se recogen en nuestra política de cookies. Más información